2/6/08

Ni una miserable Papa...


Por si quedara alguna duda de la vehemente misoginia del Vaticano, ahora no sólo no es posible ordenar mujeres en el sacerdocio, también es un crimen. Dicen que:

El decreto fue publicado el jueves por el periódico vaticano L'Osservatore Romano, que en un encabezado calificó la ordenación de las mujeres como "un crimen".

Hablando de anacronismos y postulados retrógrados: "La Iglesia Católica dice que no puede cambiar las reglas que prohíben que las mujeres sean sacerdotes debido a que Cristo sólo eligió hombres como sus apóstoles"... Parece que sólo se pueden cambiar las reglas cuando se trata de varones adultos que abusan de menores de edad, para eso la Iglesia se las viene arreglando bastante bien.

No soy parte de las que piensan que cualquier incorporación de cualquier mujer a cualquier oficio o cualquier puesto es una muestra del irrefrenable avance de las mujeres. Simplemente es interesante como muestra de la cruzada anti-femenina de la Iglesia Católica, marginando a las mujeres de las jerarquías eclesiásticas. Por supuesto que esto es un detalle viniendo de la Iglesia Católica, cuyo fanatismo institucional condena a la muerte a millones de mujeres en nombre de la vida. Paradójico como mínimo. Cínico para ser honesta y no usar palabras non sanctas...

2 comentarios:

laantiprofesora dijo...

catolicos de mierda, si Jesus se levantara los mata a todos

jajajaja
en serio

saludos,
buen blog

Pauline Roland dijo...

Bien, Celeste. No nos olvidemos que la papa engorda. Y que el papa también, gracias a los millones que se atesoran en el Vaticano y todo eso... sin trabajar!